GRACIAS, FERNANDO A. BALBUENA
Ayer, al tener entre mis manos el poemario, "Nubes y Claros", que se presentaba en sociedad, hojeándolo, me encontré con una gratísima sorpresa. Ella no era otra que un soneto dedicado a mi persona por el antes citado Fernando que, si bien por un lado me satisface y me crea una cierta alegría interior, por el otro, me sonroja, pues, uno no se encuentra merecedor de tales atenciones y detalles. Quedo, una vez más, amigo mío, en deuda contigo. Gracias, muchas gracias.
A JOAQUÍN DE LA BUELGA
(Director de La Caravana del Verso)
A veces es tu voz como la brisa,
Acariciando mieses y praderas.
Otras, cual si tormenta la volvieras,
Agita las conciencias, insumisa.
A veces, provocando la sonrisa
Es dulce y tierna cual la primavera,
Y es como el mar que azota la ribera
Cuando se hace huracán, dura y precisa.
Y es que en tu voz el verso se hace vida
Y lo transmites a la vida ajena
Que se ve gratamente sorprendida.
Unas veces con fuerza, otras con pena,
De miles de matices revestida
Tu voz nos enamora y encadena.